‘El futuro de las editoriales independientes es promisorio’: José María Espinasa

por Redacción AN Julio 13, 2017 11:07 pm

El fundador de Ediciones Sin nombre participa en el III Encuentro Internacional de Librerías y Editoriales Independientes Otra Mirada.

Ediciones Sin nombre, surgió en 1994 como un esfuerzo por retomar la tradición de Los presentes, el sello fundado por Juan José Arreola, que publicaba a los entonces jóvenes José Emilio Pacheco y Elena Poniatowska. A diferencia del escritor de Zapotitlán, que obsequiaba sus publicaciones, de ahí el nombre, el sello fundado por José María Espinasa y Ana Lilia Jaramillo, con el tiempo tomó más forma y alcanzó reconocimiento.

Pronto comenzaron las eventualidades y fue necesario hacer ajustes. Grandes plumas como la de Tomás Segovia se ofrecieron a publicar con la editorial. En 2000, Jorge Herralde advirtió a Espinasa: “Del prestigio no se come”.

En su conferencia ‘El tamaño si importa’, realizada dentro del III Encuentro Internacional de Librerías y Editoriales Independientes Otra Mirada, que se celebra en Antigua, Guatemala, el editor mexicano explica que para una firma independiente lo que importa es la conciencia del tamaño que se quiere alcanzar.

Casi veinticinco años después, Ediciones Sin nombre ha publicado 450 títulos, con tirajes promedio de 500 ejemplares, la mayor apuesta ha sido de 2000. Espinasa advierte que se necesita más conexión entre escritor, librero y editor. Ve un futuro promisorio para las editoriales independientes y parece tener razón cuando concluye. “El elemento central que crezcan los suficiente como para que no tropiecen, y que no caigan de tal forma que no pierdan sus objetivos”.

libros

Contenido relacionado

Escribe un comentario