Corrupción, la enfermedad más grave del IMSS; se combatirá defraudación fiscal en el sistema de salud: Martínez Cázares

por Redacción AN / GV enero 4, 2019 11:41 am

El titular del IMSS lamentó que el organismo a su cargo tenga "el deshonroso primer lugar" en recomendaciones por violaciones a derechos humanos.

La enfermedad más grave que afecta al Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) es la corrupción, seguida de un trato inhumano a los derechohabientes, admitió Germán Martínez Cázares, titular de ese organismo. 

En entrevista para #AristeguiEnvivo, consideró que el IMSS tiene fortalezas y virtudes.

“La mayoría del personal de enfermería, del personal médico, de los trabajadores administrativos tienen un orgullo IMSS y ganas de participar. Son gente buena… Si fuera médico, diría que sí se necesita una cirugía mayor en el IMSS pero no está en terapia intensiva, y esa cirugía mayor la vamos a hacer fundamentalmente en las licitaciones, en las compras, en la eficiencia del gasto y atención con respeto absoluto a los derechos humanos”.

Desde su punto de vista, “es corrupto un proveedor que no acepta perder licitaciones, que como son un concurso se pierden, y luego van a los tribunales… Aquí hay mucho dinero en juego y la salud no es una mercancía sino un derecho humano”.

En segundo lugar, apuntó, el IMSS recauda el 1.4 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB) del total que recibe el Estado mexicano, por lo que “es corrupción, es simulación, reportar un salario más bajo del que se paga realmente a los trabajadores”.

Los esquemas de defraudación fiscal al Instituto deben combatirse y eso es corrupción de empresarios, de contadores o de esquemas financieros”, indicó.

Asimismo, señaló que corrupción también es “cuando un médico firma una incapacidad para un trabajador que no tenga esa condición no vaya a trabajar y cobre”.

El funcionario confío en que con mayor eficiencia en la recaudación y en el gasto se alcanzará una mayor cobertura.

“Hay hospitales muy buenos, muy bonitos, muy modernos, en Querétaro, en León (Guanajuato), en la Ciudad de México, pero hay otros hospitales en el abandono, literalmente en escombros, como la clínica 25 de Iztapalapa, está así desde que tembló en 2017. Nosotros vamos a trabajar por rearmar un plan de infraestructura que disminuya el tiempo de espera de los pacientes”, añadió.

Por otra parte, Martínez Cázares dijo que el IMSS tiene el deshonroso primer lugar en recomendaciones por violaciones a derechos humanos.

“Eso lo tenemos que abatir. Es cierto que somos un lugar muy grande de atención, que atendemos 5 mil urgencias diarias, 480 mil consultas diarias, 780 mil análisis clínicos diarios. En nuestras instalaciones hay mil 100 partos diarios, en promedio mueren entre 350 y 400 personas diarias, pero eso no opta para que no seamos el primer lugar de recomendaciones a violación a derechos humanos”, abundó.

El funcionario adelantó que próximamente dará a conocer un programa piloto para atender de manera obligatoria a las trabajadoras domésticas.

Además, destacó que a través del programa IMSS Bienestar los grupos más desprotegidos tendrán derecho a servicios y medicamentos gratuitos.

“Inmediatamente el IMSS Bienestar se va a volcar en los estados del suereste, fundamentalmente en Veracruz, Tabasco, Chiapas y Oaxaca. Los otros cuatros  que firmaron el convenio en días pasado son son Yucatán, Campeche, Quintana Roo y Guerrero”, expuso.

Al ser cuestionado sobre el sistema de pensiones, respondió que es un asunto integral que debe tratar con la Secretaría de Hacienda, “pero se están pagando a partir del 2 de enero y están garantizadas”.

El jueves, el presidente Andrés Manuel López Obrador prometió que en dos años México tendrá un sistema de salud pública “de lo mejor”, como el de Canadá, Reino Unido o Dinamarca.

Al respecto, el director del IMSS consideró que esto es lo mínimo que se les puede ofrecer a los pacientes que esperan en los pasillos a ser atendidos en los diferentes hospitales del país.

“Es criminal que México tenga una herida en el acceso a la salud, entre quienes tiene la posibilidad de ir a un hospital privado contra los que no tenemos nada. Vaya reto, vaya desafío, pero sí hay que decirles eso a los que no tienen acceso a la salud, a quienes tienen un seguro social por el que están pagando y no reciben el servicio y la atención. Es una meta y en dos años se tiene que notar el cambio, no le rehuyo al reto. En dos años se tiene que notar esta transformación”, agregó.

A continuación la entrevista completa:

Contenido relacionado

Te recomendamos

Lo más leído

Escribe un comentario

Nota: Los comentarios aquí publicados fueron enviados por usuarios de Aristeguinoticias.com. Invitamos a los usuarios a aprovechar este espacio de opinión con responsabilidad, sin ofensas, vulgaridad o difamación.


Si encuentras algún contenido o comentario que no cumpla con los requisitos mencionados, escríbenos a comentarios@aristeguinoticias.com

Viral