‘El cartero siempre llama dos veces’, un clásico de James M. Cain

por Redacción AN / HG febrero 13, 2020 8:51 am

La novela es considerada un clásico del género negro.

Por Héctor González

No es común encontrar una primera novela del calibre de El cartero siempre llama dos veces, de James M. Cain (1892-1977). Desde un principio el libro, cuya primera edición es de 1934, se convirtió en un best seller.

En consecuencia no tardó mucho en ser adaptado al cine. La primera versión data de 1946 bajo la dirección de Tay Garnett y cuenta con las actuaciones de Lana Turner y John Garfield. La segunda, de 1981, fue llevada a la pantalla grande por Bob Rafelson y tuvo como protagonistas a Jessica Lange y Jack Nicholson. Ambas, y en particular la segunda son películas bien logradas que muestran a través de actuaciones desbocadas algo del espíritu del texto de Cain.

Frank Chambers es un hombre acostumbrado a vivir a salto de mata y apenas con lo indispensable. Casi de manera providencial Nick Papadakis, dueño de modesto restaurante le ofrece un trabajo más o menos estable al que es difícil decir que no y más cuando conoce a Cora, la esposa de su nuevo jefe.

La conexión entre ambos es inmediata y resto es una violenta espiral que los lleva a asesinar al buen Nick.

La imposibilidad de sobrevivir

A partir de frases cortas pero afiladas, James M. Cain lleva a la pareja al extremo de sus obsesiones. Presas del deseo se convierten en criminales. El problema es que la ley los alcanza y no sólo eso, pone a prueba su lealtad y los coloca en la antesala de una traición que si se concreta será un punto sin retorno.

James M. Cain escribió su historia en los años posteriores al crack financiero de 1929. Inmersos en una depresión generalizada, los personajes no tienen mucho futuro e intentan asirse a algo. ¿Al amor? ¿A vivir o mejor dicho a sobrevivir? Tal vez, pero no corren buenos tiempos y no hay mucho margen de acción. Si bien alcanzan a esquivar su primera cita con su destino, es imposible huir de la segunda (de ahí el título).  A propósito de la obra, se ha especulado que en una primera versión fue escrita en tercera persona, de ser cierto hay que aplaudir que al final el autor optara por la primera persona. Su efecto es todavía más demoledor.

Hoy James M. Cain está ubicado en el olimpo del género negro. John Banville y James Ellroy se quitan el sombrero ante su influencia. Publicó, además Pacto de sangre y Mildred Pierce, ambos incuestionables en su género, pero lo cierto es que no llegan a la dimensión de El cartero siempre llama dos veces, un clásico que todavía hoy sacude al más taimado.

James. M. Cain. El cartero siempre llama dos veces. RBA. Trad. Federico López Cruz. 126 pp.

libros

Contenido relacionado

Te recomendamos

Lo más leído

Escribe un comentario

Nota: Los comentarios aquí publicados fueron enviados por usuarios de Aristeguinoticias.com. Invitamos a los usuarios a aprovechar este espacio de opinión con responsabilidad, sin ofensas, vulgaridad o difamación.


Si encuentras algún contenido o comentario que no cumpla con los requisitos mencionados, escríbenos a comentarios@aristeguinoticias.com

Viral